Los mejores emuladores de terminal para Linux

Si eres fanático de Linux, sabes la razón exacta por la que es increíble: la línea de comandos. Aunque muchos forasteros lo ven solo como una «herramienta de hacker», en realidad es una de las mejores herramientas disponibles para cualquier sistema operativo. El shell de Linux tiene la capacidad de instalar software, administrar su sistema operativo y básicamente todo lo demás.

Para interactuar con la línea de comandos, necesitará un emulador de terminal. Hay muchos emuladores de terminal disponibles, quizás demasiados. Hay muchos buenos y muchos malos por ahí. Es por esta razón que hemos decidido crear una lista de cinco excelentes emuladores de terminal disponibles en Linux.

Nota: la mayoría de los programas de esta lista, si no todos, se pueden encontrar en el repositorio de paquetes de distribución. Puede instalarlos usando su administrador de paquetes.

1. Terminador

5-grandes-terminales-terminator

¿Qué puedo decir sobre terminador que mucha gente no ha dicho ya? Está repleto de características. Como la mayoría de los emuladores de terminales modernos, podrá tener varias pestañas abiertas. Sin embargo, esa no es la única característica que Terminator tiene para ofrecer. Terminator también puede abrir múltiples terminales en una ventana, le permite configurar múltiples ventanas para abrir comandos personalizados en lugar del shell, transmitir los comandos de una ventana de terminal a otra y la lista sigue y sigue.

Si está buscando un emulador de terminal que tenga características en sus características, es una herramienta muy útil. Tal vez una gran cantidad de funciones no sea algo que todos quieran, pero para aquellos que sí lo hacen, probablemente sea la mejor opción.

2. Yakuake

5-grandes-terminales-yakuake

¿Te gusta la idea de tener acceso a tu terminal en cualquier momento? Con Yakuake, cuando se ejecuta, al presionar la tecla F12 se abre para que pueda acceder. El programa fue creado e inspirado por la consola desplegable disponible en la franquicia Quake de Id Software.

Como la mayoría de los terminales modernos, tendrá la capacidad de abrir varias pestañas, podrá iniciar ventanas con comandos personalizados y tendrá esquemas de color personalizados. Yakuake también tiene soporte para máscaras personalizadas, por lo que podrás descargar tantas como quieras para personalizarlo. Si eres fanático de las funciones y opciones avanzadas, pero también te encanta el estilo desplegable, considera Yakuake.

3. guake

5-grandes-terminales-guake

Al igual que Yakuake, Guake es un terminal inspirado en Quake. También tiene muchas características de las que hablar. Por ejemplo: puede ejecutar un comando en lugar del shell predeterminado al inicio, cambiar los esquemas de color personalizados del shell, tener máscaras personalizadas y muchas, muchas otras cosas.

Ambos programas son excelentes opciones. La única diferencia real es el rendimiento. Si tiene un gran hardware, esto no debería ser un problema demasiado grande. Usa lo que prefieras. Sin embargo, si tiene una máquina más débil, considere ir con Guake. Es un poco más ligero en el sistema.

4. termitas

5-grandes-terminales-termita

¿No eres fanático de la complicación excesiva? ¿Prefieres un emulador de terminal que lo mantenga simple? Es posible que desee dar Termita una mirada seria. Termite está diseñado específicamente para interactuar con los administradores de ventanas de estilo mosaico, pero no importa. Termite es una aplicación modal (como Vim). Está muy, muy centrado en el teclado. Todo dentro del programa se puede editar y modificar en el archivo de configuración. Termite tiene muchas características modernas (esquemas de color, transparencia, fuentes, etc.). Termite es una excelente opción para aquellos que buscan un peso ligero.

5. Rxvt-unicode

5-grandes-terminales-rxvt-unicode

Al igual que las termitas, Rxvt-unicode se configura con un archivo de configuración. Si está configurado correctamente, podrá aprovechar todas las funciones que tiene para ofrecer. Por ejemplo: ¿Quiere cambiar el esquema de color, la fuente, cargar un comando personalizado en lugar de un shell o algo por el estilo? Es tan simple como ingresar al archivo de configuración y escribir unas pocas líneas. Cuando se trata de terminales livianos, rxvt-unicode es un competidor serio.

Conclusión

La línea de comandos es una herramienta poderosa. Con solo usarlo, aprenderá mucho sobre la distribución que usa, así como algunas cosas sobre Linux en general. Es genial. Es por eso que tener un emulador de terminal que prefieras es clave. Te ayuda a entrar en el estado de ánimo, tu zona de confort, por así decirlo. Con la herramienta adecuada, podrá darse cuenta de lo útil que puede ser.

¿Tienes un emulador de terminal favorito para Linux? ¡Cuéntanos cuál es en los comentarios!

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *